Departamento de Liturgia del Arzobispado de Santiago
 
 
 
Eucaristía del Lunes 03 de Mayo de 2021
- A
+ A

Lunes de quinta semana de Pascua
FELIPE y SANTIAGO, Apóstoles
Fiesta
Color: rojo

No se sabe casi nada de Santiago, hijo de Alfeo y pariente del Señor, sino que pertenecía al grupo de los doce y fue, probablemente, el primer Obispo de Jerusalén.

Felipe, nacido en Betsaida, como Pedro y Andrés, fue como ellos discípulo de san Juan Bautista. Fue él quien, en la última Cena, le dijo a Jesús: “Señor, muéstranos al Padre”, y obtuvo esta respuesta: “Felipe, quien me ve, ha visto al Padre”.

Antífona de entrada

Estos son los santos varones a quienes el Señor eligió por su caridad sincera; El les dio la gloria eterna. Aleluya.

Gloria.

ORACIÓN COLECTA

Dios nuestro, que cada año nos alegras en la fiesta de los santos apóstoles Felipe y Santiago; concédenos, por su intercesión, participar en la pasión y resurrección de tu Hijo unigénito, para que merezcamos contemplarte eternamente. Por nuestro Señor Jesucristo, tu Hijo, que vive y reina contigo en la unidad del Espíritu Santo y es Dios, por los siglos de los siglos.

PRIMERA LECTURA

El Señor se apareció a Santiago y a todos los apóstoles.

Lectura de la primera carta del Apóstol san Pablo a los cristianos de Corinto   15, 1-8

Hermanos:

Les recuerdo la Buena Noticia que yo les he predicado, que ustedes han recibido y a la cual permanecen fieles. Por ella son salvados, si la conservan tal como yo se la anuncié; de lo contrario, habrán creído en vano.

Les he transmitido en primer lugar, lo que yo mismo recibí: Cristo murió por nuestros pecados, conforme a la Escritura. Fue sepultado y resucitó al tercer día, de acuerdo con la Escritura. Se apareció a Cefas y después a los Doce. Luego se apareció a más de quinientos hermanos al mismo tiempo, la mayor parte de los cuales vive aún, y algunos han muerto.

Además, se apareció a Santiago y a todos los Apóstoles. Por último, se me apareció también a mí, que soy como el fruto de un aborto.

Salmo responsorial. Sal. 18, 2-5.

R/. Resuena su eco por toda la tierra.

El cielo proclama la gloria de Dios y el firmamento anuncia la obra de sus manos; un día transmite al otro este mensaje y las noches se van dando la noticia.

Sin hablar, sin pronunciar palabras, sin que se escuche su voz, resuena su eco por toda la tierra y su lenguaje, hasta los confines del mundo.

Aclamación al Evangelio   Jn. 14, 6b. 9c

Aleluya.

“Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida. Felipe, el que me ha visto ha visto al Padre”, dice el Señor. Aleluya.

EVANGELIO

Hace tanto tiempo que estoy con ustedes, ¿y todavía no me conocen?

+ Evangelio de nuestro Señor Jesucristo según san Juan 14, 6-14

A la Hora de pasar de este mundo al Padre, Jesús dijo a Tomás:

“Yo soy el Camino, la Verdad y la Vida. Nadie va al Padre, sino por mí. Si ustedes me conocen, conocerán también a mi Padre. Ya desde ahora lo conocen y lo han visto”.

Felipe le dijo: “Señor, muéstranos al Padre y eso nos basta”. Jesús le respondió: “Felipe, hace tanto tiempo que estoy con ustedes, ¿y todavía no me conocen? El que me ha visto, ha visto al Padre. ¿Cómo dices: Muéstranos al Padre”? ¿No crees que Yo estoy en el Padre y que el Padre está en mí? Las palabras que digo no son mías: el Padre que habita en mí es el que hace las obras.  Créanme: Yo estoy en el Padre y el Padre está en mí. Créanlo, al menos, por las obras. Les aseguro que el que cree en mí hará también las obras que Yo hago, y aún mayores, porque Yo me voy al Padre. Y Yo haré todo lo que ustedes pidan en mi Nombre, para que el Padre sea glorificado en el Hijo. Si ustedes me piden algo en mi Nombre, Yo lo haré”.


ORACIÓN SOBRE LAS OFRENDAS

Recibe, Señor, los dones que te presentamos en la fiesta de los apóstoles Felipe y Santiago, y concédenos vivir una religión pura y sincera. Por Jesucristo, nuestro Señor.

Antífona de comunión         Cf. Jn 14, 8-9

Señor, muéstranos al Padre y eso nos basta. Felipe, el que me ha visto, ha visto al Padre. Aleluya.

ORACIÓN DESPUÉS DE LA COMUNIÓN

Purifica, Padre, nuestros corazones por el sacramento recibido, para que, contemplándote en tu Hijo, con los apóstoles Felipe y Santiago merezcamos alcanzar la vida eterna. Por Jesucristo, nuestro Señor.


  • Catedral 1063, local 503, Santiago

    Teléfonos: +56 2 3278 0733 - +56 2 3278 0734

    Desarrollado por Iglesia.cl